BECARIOS SIN COBRAR

Jordi Cruz incendia las redes sociales por justificar que los becarios trabajen gratis

Jordi Cruz
El chef Jordi Cruz en imagen de archivo / Gtres

“Se está confundiendo el trabajo precario con la formación y la educación”, son las primeras palabras del cocinero Jordi Cruz tras saltar el escándalo sobre el trabajo gratis que desempeñan sus becarios. Está en el punto de mira y envuelto en una polémica que le podría salir muy cara. Hace unos días justificaba que los becarios no cobren por su trabajo en los restaurantes de alta cocina. Estas manifestaciones han incendiado las redes sociales y han tenido tanto calado social que los usuarios de Twitter han pedido ‘boicotear’ el sueldo de Jordi en ‘Masterchef’.

Si toda la gente en cocina estuviera en plantilla, no sería viable. Estás aprendiendo de los mejores en un ambiente real, no te está costando un duro y te dan alojamiento y comida. Es un privilegio. Imagínate cuánto dinero te costaría eso en un máster en otro sector”, aseguraba el jurado de ‘Masterchef’ en un artículo como réplica a un reportaje de ‘El Confidencial’ titulado ‘La miseria de ser becario de Adrià, Muñoz o Berasategui: 16 horas a palos y sin cobrar’.

Unas declaraciones que le han convertido en ‘trending topic y que han sido cuestionadas duramente por algunos políticos y miembros de sindicatos. “Alucino cuando a un cocinero, y yo solo soy uno más, los políticos le empiezan a acosar y a decirle que tiene esclavos. Sorprende. Es acoso y derribo“, ha manifestado en su defensa el político Pablo Echenique.

Este delicado asunto podría perjudicar al carismático rostro de ‘Masterchef’, quien se encuentra alucinado ante el revuelo suscitado: “Tenemos profesionales muy bien contratados y estudiantes a los que mimamos y enseñamos con todo el cariño… harto de escuchar burradas. Me parece increíble que algunos llamen esclavos a estudiantes con convenio que deciden formarse en mi cocina”, se ha defendido en su Twitter.

“Me parece muy fuerte que me estén llamando tirano. Estamos formando a la gente, no les estamos maltratando. No estoy esclavizando a nadie“, ha añadido en el programa de Cuatro, ‘Al rojo vivo’.

Ante semejantes acusaciones, el chef se ha visto obligado a detallar el personal del que dispone: cuenta con 14 cocineros contratados y seis estudiantes en prácticas con convenio. Estas personas se surten de alojamiento en la parte alta de Barcelona y de dietas. Trabajan un máximo de cuatro horas al día si vienen de centros españoles y ocho si vienen de fuera del país, tal y como dicta la ley. Queda por saber si estas declaraciones le pasarán factura a su restaurante ‘Abac’.

Temas

Últimas noticias