EXCLUSIVA

Estela de Castro, una fotógrafa republicana para retratar a la Familia Real

Estela de Castro, Familia Real
Estela de Castro con la Familia Real en un fotomontaje de Look / Gtres

De pequeña jugaba a ser fotógrafa con sus amigas y ahora, con 42 años, Estela de Castro (Madrid, 1978) ha retratado a la Familia Real en un posado que se publicaba este martes, tras más de 15 años de luchar en el mundo de la fotografía. La reina Letizia la eligió entre todos sus colegas, según fuentes cercanas a la autora, sin embargo, el departamento de Comunicación de Zarzuela asegura a Look que “la decisión no fue solo de la Reina sino de los Reyes, con el asesoramiento de la Casa”. Añaden que conocían el trabajo de la autora, su línea solidaria, la cercanía de sus retratos y, sobre todo, la fórmula de luz natural que suele emplear en todos sus trabajos. ¿Sabían entonces que Estela de Castro no es partidaria de la Monarquía?

Estela de Castro
Estela de Castro es la mujer que está detrás del nuevo posado de la Familia Real / Gtres

Quienes la conocen aseguran a Look que no es en absoluto monárquica y que es más cercana a la República. Ella misma ha reconocido en declaraciones este lunes a los medios no sentirse cercana a la Corona ni a la Institución, pero que, tras su reciente experiencia, sí se siente muy cercana a la Casa Real, a los Reyes, (a la Reina en particular) y a la gente con la que ha trabajado en Zarzuela.

Casa Real contactó con ella antes del pasado verano. De Castro no se lo creía. Lleva años dedicada en cuerpo y alma a la fotografía y, aunque conocida como retratista en el sector, es una completa desconocida para la opinión pública, no suele publicar en prensa generalista y se gana la vida impartiendo talleres y montando exposiciones.

Estela de Castro
Estela de Castro sabía que quería dedicarse a la fotografía desde niña / Gtres

Sintió algo de vértigo y mucha responsabilidad, incluso se llegó a preguntar que ¿por qué ella?  No tenía muy claro ni qué presupuesto pasar. Necesitaba ayuda y contrató a seis personas para ir preparándolo todo; ella solo quería preocuparse del retrato, de la cercanía. Finalmente se decidió, si bien incrementó la cantidad inicial tras incurrir en gastos necesarios ya en la preproducción del reportaje: “Me han pagado lo que he pedido, por el tiempo que conlleva y el sueldo de seis personas”. La fotógrafo ha preferido no concretar la cifra e invita a esperar a que lo publiquen en la web de Casa Real. Look ha podido saber, según fuentes cercanas a la autora, que el coste del reportaje se encuentra en torno a los 40.000 euros. El departamento de Comunicación de Zarzuela tampoco ha concretado la cantidad. Preguntados por la posibilidad de que se publique en la página web su respuesta a Look es que no disponen de esa información y solo pueden suponerlo.

A la vuelta del verano comenzó De Castro a trabajar con los espacios, los fondos y la luz. Asegura que todo ha ido como la seda, que ha trabajado con completa libertad y que “ha sido muy fácil”. Las fotografías se tomaron en dos escenarios (Palacio Real y Palacio de la Zarzuela) y explica que los Reyes, siempre amables, revisaban las fotos en el ordenador y decidían entre todos si había que mejorar algún detalle. Reconoce los nervios del primer día en el Palacio Real, pero que según avanzaban todo fue poniéndose en orden. Destaca la cercanía y simpatía de don Felipe; la reina Letizia la tuteaba y con las niñas, ni un problema. Asegura que la princesa Leonor y la infanta Sofía saben qué hay que hacer y que su belleza lo ponía todo más fácil aún.

princesa Leonor, infanta Sofía
Estela de Castro asegura que fue muy fácil trabajar con los Reyes y sus hijas / Gtres

La profesional escogida por Zarzuela, recuerda el día en el que decidió ser fotógrafa: tenía 12 años y posaba como modelo con sus íntimas. Entonces descubrió que lo que verdaderamente le gustaba era estar al otro lado la cámara, tal y como contó en 2017 en una entrevista a la revista ‘Clavo Ardiendo’, dedicada a la fotografía profesional. Lo vio claro: lo suyo no era posar si no buscar el mejor encuadre, la mejor luz y disparar. Durante siete años estudió en ‘Look Escuela Española de Fotógrafos’ y desde sus inicios, el retrato fue lo que más le gustaba. Después de unas practicas en los estudios de los hermanos Vallhonrat, comenzó a luchar por vivir de sus cámaras y su fotos. Se dedicó 12 años a realizar reportajes de bodas y después comenzó con exposiciones y a impartir talleres. En 2017 decide retratar a sus maestros y colegas para la muestra Fotógrafos: desde Oriol Maspons a Javier Vallhonrat, Ouka Leele, Chema Conesa, Alejandro Cabrera, Benjamín Alcázar o Fernando Manso, así hasta 57 profesionales, posaron para ella.

Supo que su vida iba cambiar con este trabajo y aunque aún no lo ha subido a su currículo, las fotografías de la Familia Real marcan un antes y un después en su vida profesional.

Lo último en Famosos

Últimas noticias