Adiós deuda

Paula Echevarría y David Bustamante ya pueden vender su casa

David Bustamante y Paula Echevarría
David Bustamante y Paula Echevarría, en una imagen de cuando estaban juntos / Gtres

Sobre la propiedad que ambos poseen en Villafranca del Castillo (Madrid) todavía pesaba una importante deuda y parte de la hipoteca. Dos embargos administrativos que son historia y que posibilita que vendan el que un día fue domicilio familiar

Entre las cosas en común que todavía tienen Paula Echevarría y David Bustamante hay una que les generaba algún que otro quebradero de cabeza. Se trata de la residencia familiar, ‘El Cantábrico’, ubicada en Villafranca del Castillo. El que un día fue hogar familiar (y en la actualidad de la actriz) y que tenía dos embargos administrativos que el propio cantante ya se ha encargado de solventar. Y ha sido él porque suyo es el 80% de la propiedad, si bien el otro 20% pertenece a la asturiana.

Cuando se divorciaron hace dos años (aunque la confirmación llegó más adelante) la mansión tenía anotado un embargo administrativo a favor del Ayuntamiento de Villanueva de la Cañada que alcanzaba los 6.513,26 euros y otra deuda a favor del Estado de 720.435,73 euros . Dos altas cantidades que impedían poner en venta la casa. Resuelta la primera durante el verano de 2017, restaba por abonar la segunda, algo que ya ha hecho David Bustamante, tal y como informa ‘Vanitatis’. No obstante, también quedaba por abonar el importe de la hipoteca que ambos pidieron y que -a priori- finalizaba en 2035. Un pago que también ha hecho ya el artista.

Paula Echevarría y David Bustamante ya pueden vender su casa
Vista satélite de la casa de David y Paula en Villafranca del Castillo / Google Maps

¿Qué significa esto? Que ya no pesan deudas sobre la vivienda y que tanto Paula Echevarría como su exmarido tienen vía libre para vender la casa a un tercero o hacer con ella lo que consideren oportuno. Si bien es cierto que antes de casarse ambos firmaron que en caso de divorcio la casa sería para Bustamante, finalmente no va a ser así. Los 700 metros construidos y 2.500 metros cuadrados de parcela son demasiados para el cantante y ya avanzó en las páginas de la revista ‘Hola’ sus intenciones: “Creo que la venderemos. Es muy grande para mí. Esa casa es para una familia: son mil metros cuadrados de casa… ¿Para qué quiero yo una casa tan grande? No tiene sentido”.

Hasta la fecha ha sido Paula Echevarría quien ha continuado viviendo en la mansión junto a su hija. Sin embargo, sus planes de futuro están fijados en la nueva residencia que está construyendo, también en Villafranca del Castillo, una casa más moderna y donde -presumiblemente-podría vivir junto a Miguel Torres. Mientras tanto, Bustamante continúa en su domicilio de Pozuelo de Alarcón y no tiene planes de cambiar.

Últimas noticias