Mi casa es la tuya

Las confesiones de Paula Echevarría y el hermano secuestrado de Juana Acosta, protagonistas de “Mi casa es la tuya”

Paula Echevarría y Bertín Osborne.
Paula Echevarría y Bertín Osborne en "Mi casa es la tuya"./Mediaset

Paula ha priorizado su perfil profesional al personal.

Juana Acosta protagoniza los momentos más emotivos de la noche.

Mucho le ha costado a Paula Echevarría sentarse delante de Bertín Osborne en “Mi casa es la tuya”, pero ha valido la pena la espera. La actriz ha contado detalles de su infancia, adolescencia y carrera profesional, muchos de ellos desconocidos. Nada más sentarse frente a frente, el presentador fue directo: “no tienes nada que ver con la imagen que tenía de ti. Te creía bastante más seria”. Paula agradeció sus palabras y mostró su mejor cara a partir de entonces.

A su infancia la recuerda muy feliz, junto a su padre, ferroviario, madre ama de casa y su hermano mayor: “de carácter me parezco más a mi padre. Nos encanta la calle, el terraceo y viajar”. Nació bajo el signo Leo, y con ello justifica su afán de protagonismo: “Soy Leo. Me gusta llamar la atención, me gusta el brillo como a una urraca y soy muy protectora”. Sin embargo, su vena artística no sabe de donde le viene. Contó que su abuela ya aventuró que sería actriz pero que su sueño era ser reportera de guerra, algo que desechó por ser una “alumna muy límite, de aprobados”.

Las risas y el buen rollo fueron una vez más la marca de la casa. Se echó de menos, eso sí, algunos temas de actualidad, referentes a la vida personal de la protagonista. De su actual pareja, Miguel Torres, ni una sola palabra. Bertín amagó con ahondar en sus años de matrimonio con David Bustamante, pero la asturiana cortó por lo sano y poco o nada dijo. Al ser preguntada a quién se parecía su hija Daniela, fue escueta: “es una mezcla. Tiene cosas mías y cosas de su padre”. En el amor dijo dar siempre “el 200%, pero también soy consciente que me han dado mucho”.

La dura infancia de Juana Acosta en Colombia: “A los 16 años asesinaron a mi padre y a los 22, secuestraron a mi hermano”.

No todo son luces en a vida de las estrellas. Que se lo digan a Juana Acosta. La actriz colombiana, protagonista de la película “Ola de crímenes” junto a Maribel Verdú y Paula Echevarría, no tuvo reparos en abrir su corazón y contar los momentos más dramáticos de su vida. De su padre, “un hombre guapo y seductor, que se casó cuatro veces”, guarda un magnífico recuerdo. Sin embargo, cuando la actriz tenía apenas 16 años, éste fue brutalmente asesinado: “A los 16 años asesinaron a mi padre y a los 22, uno de mis hermanos fue secuestrado por la guerrilla”. Momentos difíciles que marcaron su vida. Sus comienzos en España tampoco fueron fáciles en lo profesional: “solo me daban papeles bastante estereotipados. Mi primer papel en España fue de prostituta”.

Los momentos duros dieron lugar a los más felices: “me quedé aquí por amor”. De su ex, Ernesto Alterio, solo habló maravillas. Como colofón, y para no perder las sanas costumbres, las dos actrices compartieron mesa y mantel con el presentador y un invitado sorpresa: Miguel Bernardéu. El hijo de Ana Duato, coprotagonista también de “Ola de crímenes”, hizo acto de presencia y demostró ser el ojito derecho de Paula y Juana.

Últimas noticias