Programa TV

Ortega Cano desvela la cara más “valiente” de Rocío Jurado durante su amarga enfermedad

Ortega Cano
Ortega Cano, durante el rodaje de Lazos de Sangre / TVE.

Rocío Jurado falleció con 61 años un 1 de junio del 2006, su viudo, Ortega Cano, abre su corazón para recordar a 'La más grande'

“Nunca dijo que se iba a ir, lo pensaría, pero no lo dijo”, así describe José Ortega Cano la lucha contra la enfermedad que su esposa, Rocío Jurado, mantuvo durante dos largos años. Afectada por un cáncer de páncreas, ‘La más grande’ sobre los escenarios se mostró igual de fuerte que de serena con los suyos en su dura batalla contra la enfermedad. Su viudo, Ortega Cano, fue el protagonista principal del programa de TVE ‘Lazos de Sangre’ dedicado a la familia Mohedano y a la vida y estrellato de Rocío Jurado, una de las voces más reconocidas de la música en español de todos los tiempos.

[Te puede interesar: Ortega Cano invita a Rocío Carrasco a su boda]

[Descubre más: El último problema al que se enfrenta la familia de Rocío Jurado]

Para Ortega Cano, su amada Rocío fue un ejemplo por cómo luchó contra la cara más amarga de la vida. “Ahí demostró la categoría que tenía como persona”, relató un emocionado Ortega Cano. “Hay que ser muy valiente para decir lo que dijo y afrontarlo cómo lo afrontó”, relata en relación a la manera que tuvo Rocío Jurado de exponer a los medios la noticia de su enfermedad. Un cáncer que unió aún más al matrimonio con el fin de encontrar el mejor de los tratamientos posibles: “’Rocío, me han hablado de que hay muchas posibilidades de tirar para adelante’, y ahí fuimos con esa moral”. Sin embargo, los mejores especialistas de Houston, su destino, resultaron en vano. “Fue tremendo seguir sin Rocío”, cuenta el torero sobre el fallecimiento de ‘La más grande’, que tenía 61 años aquel triste 1 de junio del 2006. Su recuerdo sigue imborrable en la mirada de Ortega Cano que asegura que todavía habla con ella en sus peores momentos: “Lo noto, eh, me vengo arriba”.

Un flechazo de película

Él, un torero que empezaba a destacar; ella, la mayor figura de la copla, parecían hechos el uno para el otro. Se conocieron a través del médico de ambos, el doctor Mariscal. Pero tiempo antes, Ortega Cano la había reconocido en la calle Serrano de Madrid, cuando Rocío Jurado se encontraba de compras. “Estuve a punto de pedirle un autógrafo, no me atreví”, confiesa el torero. De aquella consulta, ambos quedaron prendados. Su amor acabó por pasar por el altar cuando Rocío Jurado recibió la nulidad de su primer matrimonio con el boxeador Pedro Carrasco. Una boda “sin exclusivas” de la que Ortega Cano se muestra orgulloso. “Fue magnifica”, aunque admite que el coste de la celebración era notable “aunque los regalos fueron buenos”, afirma con una sonrisa.

Rocío Jurado
Rocio Jurado, en una grabación del programa / TVE.

Rocío Jurado cumplió uno de los grandes sueños de su marido, dedicarle una canción escrita para él. El torero era un admirador antes de convertirse en su pareja: “Aquello era un sueño… ¿Estoy dormido? ¿Estoy soñando?, recuerda que se preguntó tras escuchar ‘Va por usted’. Con Rocío Jurado, que ya no podía tener hijos biológicos más allá de Rocío Carrasco, adoptó a una pareja de hermanos tras “dos años de papeleo”, Gloria Camila y José Fernando. Y es que ‘La más grande’ era “un pavo real, movía sus alas y acogía a todo el mundo”, contó el torero relatando la sensación de matriarca y líder de la familia que Rocío Jurado ejerció y mostró.

Silencio en el resto de la familia

A la grabación del programa de TVE únicamente Ortega Cano acudió a la llamada del legado de Rocío Jurado. Los Mohedano decidieron no asistir alegando que no querían verse involucrados en entrevistas. “Nunca hemos querido formar parte del mundo”, dijo el marido de Gloria Mohedano en declaraciones recogidas por ‘Jaleos’. Aunque no supo explicar la ausencia de Amador Mohedano, cuyas grabaciones de archivo tuvieron protagonismo.

Por su parte, tanto Rosa Benito como su hija, Rosario Mohedano alegaron un viaje y compromisos laborales respectivamente para no acudir a la grabación del programa. Rocío Carrasco tampoco hizo aparición más allá de metraje antiguo de TVE. Un Ortega Cano emocionado e ilusionado a cada comentario sobre ‘la más grande’ fue el único de la familia que participó.

Últimas noticias