Los Sánchez Vicario le investigaron

Método 3, la agencia que vaticinó el futuro de Josep Santacana

Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana
Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana en 2009 / Gtres

Dice Marisa Vicario, madre de Arantxa Sánchez Vicario, que el divorcio de su hija no le ha sorprendido nada. “Lo veíamos venir hacía tiempo”, asegura. Y tanto. En concreto, hace más de 10 años que la familia de la tenista auguraba un triste final a la historia de amor que en 2008 sellaron con una boda por todo lo alto la deportista y el empresario Josep Santacana. Aquel enlace fue la victoria definitiva en un pulso que Arantxa y los suyos mantenían desde que se hizo oficial el noviazgo en 2007. Por entonces, los Sánchez Vicario encargaron un informe que no le fue favorable al catalán, pero que no frenaron los deseos de la deportista de casarse con él. No había mucho más que hacer. El amor se había impuesto y para Marisa y Emilio aquel informe valía tanto como los consejos que le habían dado a su hija: nada.

Pero, ¿qué decía aquel informe? ¿qué resultados se obtuvieron? LOOK ha tenido acceso a las conclusiones de aquel encargo de los Sánchez Vicario. Tras bucear en el pasado del empresario, los detectives se encontraron con que las deudas de Josep no correspondían a las de un joven de su edad, 32 años en 2008. A lo largo de su corta vida profesional, ya contaba con importantes problemas económicos que lo alejaban de un buen gestor, de un empresario brillante. Sumaba miles de euros en deudas y no parecía que nunca pudiese ponerse al día de sus obligaciones. Y así ha sido.

Arantxa Sánchez Vicario
Arantxa Sánchez Vicario, acompañada por su padre Emilio Sánchez, el día de su boda con Josep Santacana en 2008 / Gtres

Aquel informe ‘prematrimonial’ encargado por los padres de Arantxa sirvió para arrojar luz en el pasado de un catalán al que la tenista había conocido en una jornada playera en Ibiza. Según se dedujo de dicho informe, Josep era un tramposo de manual, el típico perfil de estafador cuyo futuro parece ya escrito. Un empresario, un exsocio y la expareja de Santacana fueron sus principales víctimas a las que, según La Vanguardia, aún debe dinero. “Hay muchas cosas pendientes, algunas muy serias que no he denunciado porque, con mi sueldo de administrativa, no puedo pagarme el proceso”, asegura Nuria, ex de Josep, al citado medio.

Este digital ha tratado de ponerse en contacto con uno de los detectives que elaboró el famoso informe a petición de los abogados de los Sánchez Vicario. Se trata de Francisco Marco que, amablemente, ha declinado hacer declaraciones por, principalmente, no contar con la autorización de su cliente.

Últimas noticias