En el plató de Supervivientes

Las dos ausencias que le romperán el corazón a Alba Carrillo

Las dos ausencias que le romperán el corazón a Alba Carrillo
Alba Carrillo antes de entrar en Supervivientes 2017 / Gtres

El próximo jueves Supervivientes 2017 pone punto final a esta última edición. En ese momento los finalistas, entre los que se encuentra Alba Carrillo, ya estarán en Madrid y será en el plató donde, por primera vez, tengan contacto con sus amigos y familiares. Se producirá el tan ansiado encuentro que llevan esperando los tres meses que han pasado en Honduras.

[Las dos desagradables sorpresas que le esperan a Alba Carrillo cuando salga de ‘Supervivientes’]

Para Alba Carrillo ha sido difícil estar lejos de los suyos, sobre todo de su hijo Lucas, al que le ha dedicado muy emocionada el único pez que ha pescado. Pero no solo le recuerda a él, además de a sus amigos y familiares tiene ganas de ver a David, el ingeniero aeronáutico al que empezó a conocer antes de marcharse.

Alguna vez ha comentado que, después de verla en momentos bastante desagradables, quizá no tenga ganas de seguir adelante con su incipiente relación. Pero aun así no pierde la esperanza y, aunque no ha hablado demasiado de él, sí ha dicho que tiene unas inmensas ganas de volver a verle.

Alba Carrillo
Alba Carrillo junto a su madre Lucía Pariente y su hijo Lucas en el aeropuerto en diciembre de 2016 / Gtres

Además de ganas, Alba Carrillo deberá tener paciencia, porque ni él ni su hijo Lucas estarán esperando en plató a que cruce la puerta. La productora pone un límite de personas para recibir a cada concursante, podrán ir 10 personas por finalista. Almudena, la prima y defensora de Alba, ha sido la encargada de elaborar la lista de los presentes. En conversación con LOOK afirma: “No creo que esté David. Hay un número limitado y yo he hablado con los amigos del cole, porque son los amigos de siempre y sé que le va a hacer ilusión sí o sí, entonces quería contar con ellos, que al final son los que han estado con ella toda la vida. Si fuese un número ilimitado quizá si vendría, pero al estar acotado, entre familia y amigos…”

[Así es David Vallespín, el ingeniero que ha devuelto la ilusión a Alba Carrillo]

El descartado ha resultado ser el novio. Almudena lo explica: “tendrán tiempo de lo que quieran cuando salga”. No se trata de que ella no quiera que David reciba a su prima, todo lo contrario, sencillamente argumenta que “hay una serie de personas que tienen que estar ahí y yo no puedo decir a algunas de ellas, que están siempre con mi prima, que no vengan porque voy a llamarle a él, y él lo entiende”.

En el caso de Lucas, hay razones más allá de que el cupo esté cubierto. Lucía Pariente comentaba a LOOK que “en un 99% de probabilidades no va a ir porque a ellos (sus padres) no les gusta. Pero vamos, que si fuera no se enteraría nadie de que ha ido”. Aun así, Lucas será, sin duda, el que se lleve el abrazo más grande de Alba.

Comentar

Últimas noticias