La extriunfita asegura tener miedo

El drama de Rosa al detectarse un bulto en el pecho: “Estoy acojonada, la verdad”

Rosa López
La cantante Rosa López en una imagen de archivo / Gtres

Rosa López promete que ‘al fin pensará en ella’. Al menos, eso dice en el single de su último disco. Tras 16 años inmersa en el panorama musical, la cantante ha mostrado durante el último mes ante los medios su lado más personal, aunque han sido sus últimas declaraciones las que han sido realmente reveladoras. La andaluza ha asegurado estar preocupada por un bulto que tiene en su pecho y del que aún desconoce su origen. Así lo revelaba esta semana a ‘Lecturas’: “Me ha salido un bulto en el pecho y lo tengo hinchado”. Estas palabras han hecho saltar todas las alarmas y LOOK se ha puesto en contacto con la extriunfita para recabar cómo está su ánimo. Asustada y sin ningún reparo en reconocerlo, Rosa ha desvelado a este medio cómo se encuentra: “No quiero alarmar a nadie, pero estoy acojonada, la verdad”.

[Puedes leer: Así es Pablo Cariñanos, el único hombre que enamoró a Rosa López]

Rosa vive un bonito momento profesional, pero su salud parece no acompañarla. “Seguramente no sea nada. Llevo un ritmo de vida en el que no tengo tiempo ni para ir al médico”, ha confesado a LOOK. Un hecho que mantiene en vilo a la intérprete de ‘Europe’s living a celebration’, pues ella misma confiesa que, en ciertas ocasiones, el temor se apodera de ella. “La mente puede jugar malas pasadas. Lo mejor es no pensar en cosas así”, ha revelado. Eso sí, Rosa de España puede presumir de sentirse arropada por su entorno, además de por todos sus seguidores: “He recibido muchas llamadas de apoyo”.

Rosa López
La cantante Rosa López durante la presentación del programa “OT. El reencuentro” / Gtres

Su presente genera inquietud y su pasado, sin duda alguna, ha despertado la curiosidad de todos. La joven de 36 años ha desvelado las penurias que vivieron tanto ella como su familia durante su infancia: “Mi padre, aparte de agricultor, pedía en la calle porque no teníamos para comer. Luego se puso a guardar coches con mis hermanos y pedían la voluntad. Al final, con dos cojones, montó una empresa”. Una situación económica totalmente contraria a la que actualmente disfruta Rosa y que subraya todavía más el cambio que trajo a su vida el concurso de ‘Operación Triunfo’. No obstante, las carencias jamás la entristecieron. “Tuve una infancia feliz aunque éramos pobres. De pequeña era muy creativa y me gustaba hacerme pendientes y pulseras con remiendos”, comentó en ‘Mi casa es la tuya’. 

‘OT’ marcó un antes y un después en su vida al convertirse en ganadora. Y es que la vida de Rosa ha estado plagada de rosas y espinas, aunque ella se queda con un instante de su carrera musical, pues ha sido incapaz de borrarlo de su retina: “Recuerdo que estábamos haciendo una gira tremenda tras ‘Operación Triunfo’ y Eurovisión. Estaba en lo más alto. Un día vino una chica que me insistió mucho sobre si me encontraba bien. Tanta insistencia tuvo que me trajo a un supuesto médico al camerino. Me quiso ver las cuerdas vocales con una lupa y solo recuerdo una jeringuilla y un bote con una sustancia azul y blanca. Me pinchó en el trasero en vez de en el brazo y todo cambió para mí“. Tras este episodio, en un punto de su actuación, Rosa perdió la voz: “Me asfixiaba, literalmente. Me quedé inconsciente”. Su vida y su carrera, se fueron entonces al traste. Únicamente se atrevió entonces a operarla una persona, su novio, hecho que sumado a otros muchos ha provocado que en repetidas ocasiones se plantee tirar la toalla. Tras confesarse (ya sin pudor), Rosa López al fin se aleja de la actitud inocente e insegura para demostrar que tras mucha lucha vital, ahora pisa fuerte.

Temas

Comentar

Últimas noticias