Exclusiva LOOK

José Ortega Cano, el gran ausente en el homenaje a Rocío Jurado

José Ortega Cano
José Ortega Cano en una imagen de archivo /Gtres

Once años han pasado ya desde que falleciera Rocío Jurado a causa de un cáncer de colón, contra el que luchó hasta el final. El mundo de la música se despedía de ‘La más grande’ el 1 de junio de 2006, un caluroso día que, sin duda, ha marcado la vida de todos sus familiares, pues desde entonces no volvieron a ser los mismos. En su recuerdo, celebrarán durante este jueves una misa a la que no acudirá el propio José Ortega Cano. Esta se convierte en la segunda vez que el que fuera marido de la cantante durante más de una década decide no acudir al homenaje oficiado cada año en su memoria. De hecho, él mismo así lo ha confirmado a LOOK: “Se va a hacer en Chipiona, pero yo no puedo ir”.

Rocío Flores, Gloria Mohedano y su marido José Antonio , Gloria Camila Ortega y José Ortega Cano durante el 10 aniversario por el fallecimiento de Rocío Jurado en el 2016 /Gtres
Rocío Flores, Gloria Mohedano y su marido José Antonio , Gloria Camila Ortega y José Ortega Cano durante el 10 aniversario por el fallecimiento de Rocío Jurado en el 2016 /Gtres

A esta triste cita Ortega Cano siempre ha acudido sin su pareja, Ana María Aldón, quien suele mantenerse al margen de las cuestiones relacionadas con la familia de Rocío. La empresaria ha llenado de ilusión la nueva vida del torero, pero Ortega siempre será el viudo de la Jurado y hasta 2015 siempre presidió con orgullo cada uno de los homenajes realizados a su desaparecida esposa. Él tiene claro que no puede acudir, pero lo que no sabe es quién llenara su ausencia en este ocasión porque no hay ninguna presencia confirmada. “No sé quien acudirá, no te puedo decir”, ha dicho a LOOK.

Si se vuelve a cumplir el mismo patrón que el pasado año, este acto estará, de nuevo, marcado por las ausencias que en su momento, fueron catalogadas de inesperadas. No se pudo ver entonces a su hermano Amador Mohedano ni a sus hijos Rocío Carrasco y José Fernando, ausencias a las que habría que sumar, la de su hija Gloria Camila, quien disfruta estas semanas de la aventura de ‘Supervivientes’.

Rocío Jurado junto a José Ortega Cano y a sus dos hijos durante 'El Rocío' en el 2004 /Gtres
Rocío Jurado junto a José Ortega Cano y a sus dos hijos durante ‘El Rocío’ en el 2004 /Gtres

Pero, ¿qué implicó el fallecimiento de la intérprete de “Como una ola”?, ¿qué derroteros tomaron cada uno de los miembros de su familia? Y, sobre todo, ¿qué pensaría Jurado de la situación familiar actual si un terrible cáncer no le hubiera ganado la batalla?

Una familia rota y marcada por la tragedia

El fallecimiento de la cantante trajo numerosas consecuencias. La más sonada, la disolución de la familia, que permaneció unida hasta el último aliento de Jurado, momento en el que todo cambió. Desaparecido el nexo de unión, Rocío Carrasco se desvinculó entonces del marido de su madre y de sus dos hijos, hecho que todavía no se explica la propia Gloria Camila y así lo ha revelado durante numerosas charlas mantenidas en su participación en Honduras: “Si no le importan sus hijos, imagínate nosotros”. A partir de ese momento, cada uno fue por su lado: Rocío junto a Fidel y Ortega Cano junto a sus hijos adoptivos.

Rocío Carrasco vela a su madre, Rocío Jurado /Gtres
Rocío Carrasco vela a su madre, Rocío Jurado /Gtres

A este cisma familiar hay que sumar otras rupturas que habrían entristecido a la de Chipiona. Entre ellas la separación de su hermano Amador de Rosa Benito o la complicada relación de su hija Rocío con sus nietos.

José Ortega Cano y Ana María Aldón abandona la prisión de Zuera /Gtres
José Ortega Cano y Ana María Aldón abandona la prisión de Zuera /Gtres

Sin embargo, si hay un hecho que ha marcado un antes y un después en la vida post Rocío Jurado, esa nueva era que empezó entre los Ortega y los Mohedano tras su pérdida, ese es el ingreso en prisión de su marido, José Ortega Cano. Un fatal accidente de coche le llevó a la cárcel de Zuera y dejó a sus dos hijos menores aún más desamparados si cabe. José Fernando continuó con esa desordenada vida que aún mantiene y que también le ha llevado a estar entre rejas en más de una ocasión, mientras Gloria Camila encarnó un papel de madre impropio de su edad.

Así las cosas, con Ortega Cano disfrutando de la libertad tras haber cumplido con la justicia, José Fernando pendiente de un informe médico que lo incapacite y con Gloria Camila en Honduras, el aniversario de la muerte de ‘La más grande’ se antoja triste. Las fisuras familiares son ya irreparables y los homenajes a la artista hace mucho que no sirven para hacer piña. Rocío desde el cielo no ha perdido la esperanza.

Comentar

Últimas noticias