¿Faux fur?

Kim Kardashian y su polémica colección de abrigos de piel

Kim Kardashian
Kim Kardashian / Gtres

Aunque no sea la persona con más seguidores en Instagram, el trono lo ostenta Selena Gomez con más de 138 millones de followers, hubo un tiempo en el que nadie podía hacer sombra a Kim Kardashian en la popular red social. De hecho, hasta hace un par de años, la estrella de Keeping up lideraba este ranking. Y aunque ahora la superen personajes como Cristiano Ronaldo o Beyoncé, Kim Kardashian West recibía recientemente el primer galardón a ‘Mejor Influencer’ por parte del Consejo de Diseñadores de Moda americanos (CFDA), por lo que herramientas o torpeza en el uso de este tipo de plataformas precisamente no le falta.

Kim Kardashian
Kim Kardashian vestida por Versace en los MTV Movie and TV Awards / Gtres

Sin embargo, la que probablemente sea la mujer más mediática del mundo – o al menos de la televisión americana-, cometía este fin de semana un pequeño despiste que ha hecho que un buen número de internautas se vuelquen contra ella. De nada servía el modelito de cropped top blanco y falda con brilli brilli de Versace y esas trenzas tan 2000’s con las que la socialite acudía a los premios MTV Movie and TV Awards: en Instagram se había formado una verdadera batalla campal.

Kim Kardashian
Kim Kardashian preparándose para la alfombra roja y, al fondo, su colección de abrigos / Instagram Stories

Que Kim Kardashian lleva una vida de lujos plagada de excesos no es ningún secreto. Por eso tampoco nos extrañaría que tuviese una pared cargadita de abrigos de piel. Sin embargo, la utilización de este tipo de piezas no suele estar nunca exenta de polémica, más cuando en el perchero de la propietaria cuelgan numerosos prendas de pelo. Cada vez son más las firmas que apuestan por la elaboración de sus creaciones a partir de tejidos que sintéticos que imitan la piel animal, una alternativa responsable, cruelty-free en la que muchas veces es prácticamente imposible distinguir lo artificial de lo real.

Por eso, pocos minutos después de compartir en sus stories de Instagram una inocente fotografía en la que se preparaba para su cita en la red carpet, la pobre Kim tuvo que hacer una pequeña aclaración y señalar que los suyos no eran de piel animal. Una buena jugada para intentar zanjar una polémica que no todo el mundo ha creído.

Últimas noticias