Música y moda

El Orfeón Donostiarra viste de Alta Costura

Givenchy orfeon donostiarra
Sofisticada creación de Givenchy para el Orfeón Donostiarra / Orfeón Donostiarra

La colaboración entre grandes modistos y estrellas de la música es una alianza de lo más habitual en nuestros días. Artistas pop como Madonna, Rihanna, Beyonce, Jennifer Lopez y otras grandes divas de la canción son vestidas por exclusivas firmas internacionales durante sus giras. Pero lo que tal vez desconocías es que esta relación también alcanza a la música clásica y, además, dentro de nuestras fronteras.

Hubert de Givenchy ha sido el encargado de diseñar de forma desinteresada el nuevo uniforme que lucirán las integrantes femeninas del Orfeón Donostiarra, prestigiosa coral de la ciudad de San Sebastián con más de un siglo de historia. Si bien el anterior traje de la formación musical había sido creado por Cristóbal Balenciaga -una túnica blanca creada en 1964-, ahora su discípulo y admirador le ha tomado el relevo rindiéndole homenaje con un sofisticado vestido negro con lazada rosa a la cintura, dos de los colores fetiches del diseñador de Getaria.

orfeon balenciaga
Uniforme blanco del Orfeón diseñado por Balenciaga en 1964 / Facebook Museo Cristóbal Balenciaga

Este uniforme, que convivirá con el blanco, ha surgido fruto de la colaboración entre la Fundación Cristóbal Balenciaga -de la que el propio Givenchy es presidente fundador- y el Orfeón Donostiarra firmada en 2013 pero que, hasta ahora, no había podido materializarse por falta de fondos. Se trata de un diseño de corte imperio, con manga japonesa, escote en pico y ceñido bajo el pecho con un cinturón rosa con lazo, cuyo patrón ha sido confeccionado por el prestigioso diseñador español Lorenzo Caprile.

orfeon givenchy
El nuevo traje es más sofisticado y elegante / Orfeón Donostiarra

El resultado es un modelo cómodo, sofisticado y elegante realizado en crepé de poliéster, una tela elegida “especialmente para evitar que se arrugue en exceso en los traslados y en los viajes, resulta ligera, con caída, suave al tacto y sin brillo”, según informan desde la propia web de la formación.

El diseño será estrenado en apenas una semana en el propio Museo Balenciaga, durante una breve actuación en la inauguración de la exposición dedicada a Rachel Lowe Lambert Melon, acto al que asistirá como invitado de excepción Hubert de Givenchy.

Últimas noticias