Duelo de argentinas

Máxima de Holanda gana la ‘batalla de gala’ a Juliana Awada

Juliana Awada, Mauricio Macri y los reyes Guillermo y Máxima de Holanda
Juliana Awada, Mauricio Macri y los reyes Guillermo y Máxima de Holanda / Gtres

La visita oficial del presidente argentino y su esposa a los Países Bajos no deja de despertar interés. Dejando a un lado los intereses económicos que Macri tenga que tratar con el rey Guillermo, las que sin duda están llevándose todas las miradas son la reina Máxima y Juliana Awada.

Las argentinas, se enfrentaron ayer por la mañana en su primer duelo de estilo. Un cara a cara en el que Máxima no brilló tanto por su conjunto de chaqueta y falda estampada, muy acorde con su forma de vestir, sino más bien por los accesorios que completaron su look, entre los que destacaron unos pendientes que la Reina ya ha lucido en otras ocasiones junto con la tiara que forma parte del mismo ajuar, y que ayer decidió rescatar de su joyero para el duelo con Awada. Por su parte, Juliana se decantó por un sencillo vestido tweed a juego con su abrigo –muy del estilo de la reina Letizia-.

Sin embargo, todos sabíamos que el duelo definitivo no se encontraba en la Recepción Real de Palacio, sino en la cena de gala que los soberanos holandeses tenían previsto ofrecer por la noche. Tal y como pasó en España, la Reina consiguió eclipsar a la Primera Dama Argentina.

Una publicación compartida de Queen Maxima (@queen.maxima) el

Y es que, si bien Juliana estaba radiante con un vestido de color negro con incrustaciones bordadas de Menage à Trois, su firma de cabecera, Máxima Zorreguieta conseguía deslumbrar con un diseño rosa empolvado que nos ha enviado directamente a 2014.

Un vestido firmado por Jan Taminiau con detalles florales bordados, salpicados desde el escote palabra de honor hasta la parte baja de la gran falda con vuelo, que Máxima, lució en la boda de su hermano Juan. Entonces Máxima puso sobre sus hombros una enorme capa de seda a juego con un pequeño bolso en forma de saco. Un cinturón plateado, que ayer la reina sustituyó por otro más discreto.

Una publicación compartida de Queen Maxima (@queen.maxima) el

De las joyas que lució en 2014, Máxima decidió recuperar la bonita pulsera de brillantes para su duelo estilístico con Awada. Sin embargo, la discreta tiara bandeau y el espectacular collar de diamantes con mucha historia, que no veíamos desde hace por lo menos 40 años, hicieron que el brazalete pasara un tanto desapercibido.

Últimas noticias