¡Sí cambié!

Del ‘freak al glam’| Recordamos la ‘mutación’ de Yurena en su regreso a la pequeña pantalla

Yurena
Ver Galería
De Tamara a Yurena analizamos el gran cambio de la reina de la laca / Gtres

Su llegada al mundo de la televisión fue muy convulsa. Terminaba la década de los 90 y el mundo del entretenimiento se preparaba para dar el salto al S.XXI. Yurena se dio a conocer con otro nombre, el de Tamara (aunque en realidad se llama María del Mar), y se hizo famosa por mantener un tórrido romance con, Paco Porras, un vidente cuya principal herramienta de trabajo eran las hortalizas. Crónicas Marcianas fue su gran trampolín y, desde entonces, como ella misma afirmaba durante su presentación como concursante de GH Dúo, “lo más duro ha sido mantenerse”.

El gran cambio físico de Tamara a Yurena

Un embarazo fallido, varios dramas televisivos en compañía de su madre, tres cambios de nombre y una curiosa unión con un grupo de freaks que coparon horas y horas de televisión a principios del nuevo siglo terminaron encumbrando a la aspirante a cantante (su gran sueño) como la nueva reina de la laca.

El gran cambio físico de Tamara a Yurena

Finalmente, su anhelo de convertirse en artista se hizo realidad y Leonardo Dantes le regaló una canción con la que se convirtió en número uno. No cambié hizo las delicias de la sociedad de la época que vibraba con los ritmos discotequeros y se divertía con su imagen que mezclaba lo pueril con un toque hortera que rozaba lo imposible. El gran éxito de Tamara, convertida en Ámbar, provocó que muchos de los grandes de la movida madrileña como Alaska y Mario o Luis Miguélez (eterno alter ego de Fabio Mcnamara) se fijaran en ella para producir sus siguientes trabajos haciendo posible que su particular cuento de la cenicienta se hiciera realidad. Paralelamente a su carrera musical plagada de números uno en Japón, Ambar comenzó su gran cambio a Yurena en una nueva vida, con un nuevo físico y en la que también ha sido protagonista de realitys como Hotel Glam, Supervivientes y ahora GH Dúo. Una evolución acompañada de una gran transformación en la que el único hilo conductor ha sido… ¡exacto! La laca.

Últimas noticias