El legado de McQueen

McQueen y la alargada sombra VIP del creador tras su muerte

Han pasado 10 años de la trágica muerte del diseñador, sin embargo, el legado de Alexander McQueen continúa más vivo que nunca

Alexander McQueen consiguió consagrarse como uno de los diseñadores más importantes de todos los tiempos. El británico fallecía precisamente hoy hace una década, un triste día que dejó un gran vacío en el mundo de la moda, aunque su legado se encuentre ahora en pleno 2020 más vivo que nunca. El modisto fue encontrado muerto a los 40 años de edad en su apartamento londinense, una trágica muerte que se produjo después de una larga racha cargada de alcohol y drogas y marcada por la pérdida muerte de su madre, que lo sumió en una profunda depresión de la que no fue capaz de salir.

Alexander McQueen
Alexander McQueen en uno de sus últimos desfiles / Gtres

McQueen comenzó confeccionando sus creaciones con jirones y restos de tela. Pero su visión y capacidad artística lograron catapultarlo a lo más alto, a convertirse en el sucesor de John Galiano al frente de Givenchy de 1996 a 2001 y fundar y capitanear su propia marca. Hace tan solo unos días, Kim Kardashian rendía su particular homenaje al diseñador luciendo una de las icónicas piezas que este creó en el año 2002 como parte de su colección primavera-verano 2003. Y no era un vestido cualquiera. Su prenda era la joya de la corona de la colección Shipwreck (naufragio), una línea en la que McQueen se inspiró en los desastres del mar y de la que nació este ‘vestido ostra’ – nombre con el que fue bautizado, que a día de es pieza de museo en el MET de Nueva York.

Alexander McQueen
Kim Kardashian escogió una pieza vintage de McQueen para la fiesta de Vanity Fair de los Oscar / Gtres

La socialité lució este vestido de organza de color arena perlada, que recuerda el surco de milhojas de la superficie de la concha de una ostra, donde las ondulaciones de la falda imitan la violencia de las olas, durante la fiesta celebrada por la revista estadounidense Vanity Fair tras la ceremonia de los Premios Oscar, aunque ella no fue la única que apostó por una pieza de Alexander McQueen para acudir a la Fiesta del Cine por antonomasia.

Alexander McQueen
Modelo desfilando con el mítico vestido de McQueen en 2002 / Gtres

La actriz Rooney Mara y el diseñador británico son un tándem infalible. La novia de Joaquin Phoenix ha apostado por vestidos de Alexander McQueen en numerosas ocasiones y, en los Oscar, no defraudó. Su apuesta fue una delicada pieza de encaje y tul bordado de estilo gótico con el que logró ser una de las más elegantes y mejor vestidas de la noche.

La Realeza también ha caído rendida ante los encantos de McQueen y su mejor embajadora es la Duquesa de Cambridge. Tras la muerte de McQueen, Sarah Burton, quien fuera su mano derecha durante décadas, se encargó de tomar el testigo del diseñador británico y bajo sus colecciones, que continúan guardando la esencia y el espíritu de Alexander, Kate Middleton se ha convertido en una de sus mejores embajadoras. De hecho, fue ella la encargada de diseñar el espectacular vestido de novia con el que Middleton dio el ‘sí, quiero’ al príncipe Guillermo de Inglaterra.

Pero ellas no son las únicas. ¿Quieres ver el legado de McQueen? Descúbrelo en nuestra galería.

Lo último en Estilo

Últimas noticias