UN ANIVERSARIO MUY ESPECIAL

Bohemia, taurina y discreta: Así es Victoria Federica, la nieta preferida de don Juan Carlos y doña Sofía

Victoria Federica de Marichalar / Gtres
Victoria Federica de Marichalar / Gtres

La hija de la infanta doña Elena cumple 18 años

Discreta, sonriente, educada y con el porte de una modelo. Victoria Federica, la única hija de la infanta doña Elena y Jaime de Marichalar cumple 18 años y todas las miradas se han posado en ella. A diferencia de su hermano ‘Pipe’, ‘Vic’, como la llaman en su círculo más íntimo, es una niña dócil y nada polémica, muy unida a su madre, con quien guarda un enorme parecido. Sin embargo, ha heredado la clase y el porte de su abuela paterna, la condesa viuda de Ripalda.

A su todavía no estrenada mayoría de edad, Victoria puede presumir de haber captado la atención de los medios por su innata elegancia y tiene visos de convertirse en un icono de estilo, de la misma manera que ya lo es su prima lejana, la hija de Marie Chantal Miller y Pablo de Grecia, la princesa Olympia. 

Victoria Federica

La primera nieta de los reyes don Juan Carlos y doña Sofía sigue siendo, a día de hoy, una de las favoritas de los Eméritos por su carácter afable y su simpatía. Con el padre de Felipe VI guarda una especial relación ya que es casi tan ‘Borbona’ como su madre. ‘Vic’ es una gran amante del deporte, en especial de la equitación y la vela, así como de los toros, una afición que comparte con su abuelo. Tal es su pasión por la tauromaquia que sus primeros amores -nunca confirmados- han surgido en la arena. Gonzalo Caballero o Roca Rey son algunos de los nombres que se han asociado a la joven.

Victoria Federica 18 cumpleaños
Victoria Federica con su padre y su hermano en una imagen de archivo / Gtres

Como cualquier chica de su edad, Victoria es una apasionada de la música. Uno de sus conjuntos preferidos es ‘Taburete’ y la hemos  podido ver en varias ocasiones asistiendo a conciertos del grupo de Willy Bárcenas, que precisamente presenta su próximo trabajo el próximo 13 de septiembre en Madrid. Por ahora se desconoce si estará presente en el acto, aunque todo apunta a que no se lo perderá.

Pese a que Victoria guarda muchas similitudes con su abuela paterna, ha heredado rasgos de carácter que la acercan más a la familia de su madre. Es una niña bohemia, que no comparte las preferencias estilísticas de Jaime de Marichalar, quien es un experto en temas de moda. Cuentan que hace algunos años el empresario quiso llevar a su hija de compras pero esta rechazó amablemente su oferta alegando que no compartían los mismos  gustos. Vic prefiere un estilo más hippie y bohemio frente al clasicismo que caracteriza a su padre.

Victoria Federica 18 cumpleaños
Victoria con su madre y el rey don Juan Carlos / Gtres

A diferencia de sus otras primas, en especial de las hijas de los Reyes, Victoria se ha podido permitir permanecer en un discreto segundo plano, al menos hasta ahora. Igual que su madre, que ejerce de ‘comodín’ perfecto para la Familia Real, Victoria es un bálsamo en cualquier situación. No se encuentra en el punto de mira como su prima Irene por la delicada posición de la familia Urdangarin ni tampoco tiene un papel tan relevante como la infanta Sofía o la princesa Leonor. Cariñosa, amable y tierna, Victoria consigue ganarse la simpatía de todos cuantos la rodean, especialmente de la reina Sofía, de quien ha heredado su gusto por la música clásica y el vínculo con su bisuabuela, la reina Federica.

Un regalo especial

Pese a que es seguro que la joven recibirá numerosos regalos por este aniversario- entre los que se encuentra una fiesta sobre la que se ha especulado mucho- hay uno que no procede de ninguno de sus allegados. Se trata de parte de la herencia que el empresario menorquín Juan Ignacio Balada dejó en 2009 a los entonces príncipes de Asturias y a los ocho nietos de don Juan Carlos y doña Sofía. El empresario legó un patrimonio de más de 10 millones de euros, aunque tras pagar gastos,  impuestos y donar una parte a obras sociales, quedó reducido a una residencia en Balada en Ciudadela y 12.000 euros a cada uno de los nietos de los monarcas. Una cantidad que hasta la mayoría de edad de los niños debía ser administrada por sus padres.

Llegar a la mayoría de edad supone un sinfín de cambios para cualquier joven. En el caso de Victoria no será diferente. Por ahora se desconocen los planes de futuro de la joven pero todo parece indicar que no tiene intención de seguir los pasos de su madre y apostar por el mundo de la enseñanza, sino que sus intereses se encuentran más cercanos al universo de las finanzas. El tiempo dirá…

Últimas noticias