ALMUERZO CON MARGARITA DE RUMANÍA

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes

Reyes
Ver Galería
La invitada 'incómoda' al último posado de los Reyes

Una imagen vale más que mil palabras, pero a veces hay que saber leer entre líneas. El pasado lunes fuimos testigos de un hecho inédito. Por primera vez, el rey don Juan Carlos posaba en silla de ruedas, algo insólito aunque justificado. Hace apenas dos meses que el Emérito se ha sometido a una intervención quirúrgica para sustituir la prótesis de su rodilla derecha y pese a que camina con normalidad y va recuperando poco a poco su actividad oficial, aún necesita reposo. Esta inusual imagen se producía durante un almuerzo privado que la Familia Real ofreció en honor a Margarita de Rumanía y su esposo, el príncipe Radu y del que los medios fueron conscientes gracias a dos instantáneas que Casa Real distribuyó a la prensa. Dos imágenes, una de ellas de los Reyes a la entrada del Palacio de la Zarzuela con los homenajeados, y otra a la que se suman don Juan Carlos y doña Sofía y que está tomada en el interior de la residencia de la Familia Real.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes
Los cuatro Reyes posan en el interior de Zarzuela / Casa Real

Hasta aquí, todo normal. Lo más llamativo del momento fue que el padre de Felipe VI no tuvo reparos en dejarse fotografiar en la silla de ruedas, algo que captó la atención de todos los periodistas. Sin embargo, las fotografías, al menos una de ellas, esconden muchos más secretos que han pasado inadvertidos a  miradas indiscretas, al menos, hasta ahora.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes
Los Reyes y Margarita y Radu de Rumanía a la entrada de Zarzuela / Casa Real

Pese a que no se conoce con exactitud el lugar en el que fue tomada la imagen más significativa – en la que aparecen los cuatro reyes con sus invitados- , lo cierto es que parece tratarse de uno de los salones destinados a uso privado dentro del recinto de Zarzuela. Una estancia cargada de simbolismos cuyos significado vamos a analizar con detenimiento.

La invitada inesperada

No es ningún secreto que los Reyes han marcado distancia con la familia Urdangarin-Borbón. Una distancia que ha trascendido el ámbito oficial y ha llegado al privado. Sin embargo, aunque don Felipe y doña Letizia no tengan relación alguna con doña Cristina y su marido, sí se les ha visto alguna vez con sus sobrinos. Esta ‘norma’ parece no afectar a doña Sofía, que además de reina es madre y sí que sigue manteniendo relación y apoyando a su hija, algo que no parece ser del agrado de su nuera.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes
Detalle del cuadro de doña Cristina / Casa Real

Pese a que doña Letizia ha querido marcar una línea con su cuñada, no ha podido evitar que esta se persone en algún acto familiar como la misa funeral por el aniversario de la muerte de don Juan de Borbón y a tenor de esta última imagen, tampoco ha logrado que el recuerdo de la Infanta desaparezca de Zarzuela. En la esquina de la estancia aparece colgado el retrato que el pintor Ricardo Macarrón realizó en 1984 de la hija de los entonces Reyes. Un retrato que sigue colgado de las paredes de Palacio y del que hay otro similar de doña Elena y don Felipe. Esto es un síntoma inequívoco de que pese a que doña Cristina ha sido ‘repudiada’ a nivel oficial, a nivel personal sigue teniendo el apoyo de sus padre y, quién sabe, si también de su hermano.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes

Recuerdos familiares

Si hay algo que predomina en el salón son las fotografías familiares. En todos los rincones de la estancia hay imágenes de miembros del clan Borbón. Desde un collage con los rostros de todos los nietos de los Eméritos que se observa en primer plano, recuerdos de doña María de las Mercedes y de don Juan de Borbón a bordo de su querido ‘Saltillo’ y una foto de la madre de doña Sofía, la reina Federica.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes
La imagen de la reina Federica de Grecia estuvo presente en el posado / Casa Real

En una de las esquinas del salón, hay una pequeña mesa en la que se dispone un retrato de la reina emérita, una foto en blanco y negro de don Felipe cuando era pequeño y otra imagen que no se aprecia muy bien pero que al ser en blanco y negro podría tratarse de un recuerdo de la infancia o la juventud de don Juan Carlos, quizás de su etapa de estudiante en Las Jarillas aunque no se puede asegurar porque la fotografía no permite ampliar hasta tal punto.

Un salón clásico solo en apariencia

La habitación elegida es un salón decorado de manera aparentemente clásica, pero que incluye varios elementos  que le aportan un toque ecléctico. Los muebles, como el resto de los del Palacio, pertenecen a Patrimonio Nacional y están tapizados en estampado floral. Predomina la madera, aunque hay algunas esculturas en materiales metálicos e incluso una pequeña figura hindú sobre la chimenea.

Una invitada ‘incómoda’ y otros secretos del último posado de los Reyes
Fotos de los nietos de la reina Sofía y Don Juan Carlos / Casa Real

El broche de doña Sofía

Podría haber pasado desapercibido, pero su colorido hace inevitable que los ojos se posen en él. Igual que don Juan Carlos ha lucido un pin con la bandera de España, doña Sofía ha llevado en la solapa un original broche en forma de flor cuyos pétalos tienen el color de la insignia patria. Un guiño no solo al país sino también a una de sus hijas, que ya estrenó durante la última edición de los Premios Nacionales del Deporte que se celebraron en el Palacio del Pardo. En esa ocasión la Emérita lució el broche a juego con uno que llevaba su hija, la infanta doña Elena y que era exactamente igual que uno que tenía la infanta doña Cristina.

La reina Sofía y la infanta Elena
La reina Sofía y la infanta Elena / Gtres

El broche en cuestión está elaborado con cápsulas de café de la firma Nespresso y fue la esposa de Urdangarin la primera en llevar uno de ellos, en 2013, en plena vorágine de Nóos. Aunque el de doña Sofía no es exactamente igual que el de sus hijas, todo parece indicar que podría tratarse del mismo tipo de broche con un diseño más discreto. Un gesto más de apoyo materno en uno de los momentos más complicados de la hermana del Rey.

Últimas noticias