Reaparece visiblemente más delgado

Don Juan Carlos se dio “un golpe doméstico” en la cabeza

rey Juan Carlos
Ver Galería
El rey Juan Carlos en una imagen de archivo /Gtres

La última imagen del rey Juan Carlos captada este lunes en Londres llamó la atención por la herida que presentaba en la cabeza. No parecía una cicatriz importante, pero desde luego era llamativa sobre todo por el tamaño y la localización. Puestos al habla con Zarzuela, Look confirma que la cicatriz que actualmente sigue visible en la zona frontal de la cabeza de don Juan Carlos se debe a “un golpe doméstico”. Al intentar abundar en mayor detalle, explican que no es motivo de preocupación porque fue un golpe “sin trascendencia ni mayor importancia” y que la prueba que lo evidencia es la asistencia de don Juan Carlos al partido de Rafa Nadal el pasado fin de semana.

Don Juan Carlos viajó a la ciudad del Támesis para ver a Rafa Nadal, amigo personal del Rey y a quien no veía desde la boda del tenista español con Mery Perelló el pasado octubre en Palma de Mallorca. Asistió al partido junto a la familia de Nadal y aplaudieron juntos, pese a que el tenista español no tuvo suerte frente a Alexander Zverev (2-6, 4-6) en la cancha del O2.  Siempre que tiene ocasión, don Juan Carlos se escapa a ver a Nadal. Este verano estuvo también con la reina doña Sofía, en visita privada, en la academia que el manacorí abrió en su tierra, en la que se forman jóvenes entre 10 y 18 años.

Las imágenes tomadas en la copa de Maestros en Londres dan muestra, por otra parte, de una considerable pérdida de peso de don Juan Carlos. El rey padre se recupera satisfactoriamente de la operación a la que se sometió el pasado 25 de agosto y en la que se le implantaron 3 baipás aortocoronarios. Algunas fuentes apuntan a la necesidad de corregir su dieta y llevar una alimentación adecuada para su total recuperación, por lo que es lógico adelgazar varios kilos. Su aspecto ha mejorado en ese sentido y regala una imagen en la que incluso se podía decir que se ha quitado algún año de encima.

rey Juan Carlos
El rey Juan Carlos y la infanta Elena en junio de este mismo año /Gtres

Sin obligaciones institucionales desde que abdicara la Corona en favor de su hijo Felipe en junio de 2014, se retiró de la vida pública en junio de este año. Desde entonces, el rey Padre lleva una vida relajada, algún viaje, comidas con amigos y escapadas al mar siempre que puede. Tuvo que ir abandonando algunos deportes a los que siempre fue muy aficionado, el esquí y las regatas, fundamentalmente, dada la exigencia física que requería. Precisamente las lesiones deportivas le llevaron a las primeras lesiones e intervenciones quirúrgicas, como la fisura de pelvis en 1981 y la operación de rodilla en 1985. Después llegó la primera operación seria, cuando en 2010 le intervinieron de tumor en el pulmón derecho que, según se informó resultó benigno. Un año después se rompió el tendón de Aquiles y se le implantó una prótesis en la rodilla derecha. La fatídica cacería de abril de 2012 en Botsuana, que descubrió públicamente su relación con Corina zu Sayn – Wittgenstein le obligó a pedir perdón y también pasar por el quirófano de nuevo. Necesitó, entonces, una prótesis en la cadera. Tras varias intervenciones y superadas las complicaciones de movilidad, con una disciplinada rehabilitación y mucho esfuerzo por su parte, don Juan Carlos volvió a requerir bisturí: primero para extirpar de manera preventiva una lesión cutánea en abril pasado. La última operación fue la mencionada de corazón en la que se le implantaron 3 baipás.

Lo último en Casa Real

Últimas noticias