UNA REINA MUY VALIENTE

Isabel II no quiere operarse y no podrías imaginar por qué

La reina Isabel / Gtres
La reina Isabel / Gtres

Tiene 92 años, pero una agenda muy apretada. La reina Isabel ha reaparecido en escena apenas cuatro días después de cancelar de manera repentina su presencia en un acto oficial por encontrarse mal. Un gesto que denota el compromiso de la monarca con la Corona.

Para la madre de Carlos de Inglaterra, la obligación es lo primero, y eso es algo que ha intentado inculcar a sus hijos y también a sus nietos. De hecho, cuando en alguna ocasión le han preguntado si tenía intención de abdicar, su respuesta siempre ha sido la misma, ser reina no es un trabajo , es una condición, y como tal, un compromiso de por vida. Tal es el sentido del deber que Isabel II tiene, que ahora se encuentra muy preocupada porque debería someterse a una intervención quirúrgica, pero le inquieta el tiempo que esta operación podría mantenerla alejada de sus obligaciones.

reina Isabel
La monarca está muy recuperada / Gtres

Según mantienen varios medios británicos, aunque la Reina goza de buena salud, a sus 92 años tiene algunos achaques propios del paso del tiempo. Uno de sus problemas son los huesos y como tal, Isabel debería pasar por quirófano para una pequeña cirugía sus rodillas. Sin embargo, la monarca se niega porque no quiere hacer un parón en su agenda y le teme el tiempo que puede suponer de recuperación una intervención de estas características.

La abuela de los príncipes William y Harry es una mujer extremadamente valiente, a quien no le gusta causar alborotos y prefiere aguantar el máximo posible con tal de no alterar los planes establecidos. Tanto ella como su marido proceden de una generación fuerte, acostumbrada al sacrificio, a no quejarse y a poner siempre los intereses del país sobre los propios.

 

Temas

Últimas noticias