guiño a lady di

La tiara Spencer reaparece bajo la atenta mirada de Meghan y Harry

Meghan Markle
Meghan Markle y el príncipe Harry en una imagen de archivo /Gtres

Meghan Markle y el príncipe Harry han acudido este sábado a un enlace muy especial. La sobrina de Diana de Gales, Celia McCorquodale, contrajo matrimonio y no dudó en utilizar un detalle en señal de recuerdo de su tía: la tiara Spencer. La misma que Lady Di lució en su propia boda en el año 1981 y que, en tantas ocasiones, fue ‘sospechosa’ de ser la corona que Meghan luciría en su boda.

[El secreto de una imagen: ¿Por qué Kate ‘relegó’ a Meghan a un segundo plano?]

Una tiara que, según Diana, era mucho más cómoda que las reales y que la familia Spencer encargó a Garrards en los años 30. Es un diseño tallado con flores estilizadas y decoradas con diamantes que, sin duda alguna, se convirtió en el centro de atención y que emocionó al príncipe Harry, pues era un guiño hacia su madre. Sin embargo, esta no fue la única anécdota del día.

Y es que, quién sabe si presa de los nervios, pero lo cierto es que Meghan estuvo a punto de perder en el equilibrio con los altísimos tacones que lució. Fue antes de su entrada a la iglesia cuando tras tambalearse, el príncipe Harry tomó con firmeza la mano de su esposa y la ayudó a estabilizarse. Para este día, Meghan escogió un vestido largo vaporoso de manga larga en azul y blanco con motivos de cachemir de Óscar de la Renta que combinó con un original tocado.

Últimas noticias