¿POR QUÉ NO ACCEDE AL JOYERO REAL?

El drama de Sofía de Suecia

El drama de Sofía de Suecia
Ver Galería
Sofía de Suecia / Gtres

Ha sido la última en incorporarse a las damas Bernadotte y le ha costado mucho ganarse su aprobación. Sofía de Suecia no ha tenido el camino fácil. Su hasta cierto punto ‘dudosa’ reputación hizo que los reyes suecos no vieran con buenos ojos su romance con Carlos Felipe, pero como pasa en los cuentos de hadas, al final, el amor triunfó. Un amor que superó todos los obstáculos y que quedó sellado ante los ojos de Dios y del mundo entero el 13 de junio de 2015. La foto de los novios en el balcón y Carlos Felipe con la mano alzada en señal de triunfo decía mucho más que cualquier palabra.

El drama de Sofía de Suecia
Carlos Felipe y Sofía en su boda / Gtres

Sin embargo y pese a que Sofía ha logrado ganarse el cariño de los suecos con su naturalidad y simpatía, hay algo que sigue llamando la atención. La Princesa no hace uso de facto del joyero real. En teoría debería tener pleno acceso al mismo, pero son pocas las ocasiones en las que la hemos visto con alguna joya que no sean la tiara que los Reyes le regalaron por su boda.  Y siempre rodeada de rumores que apuntan a que cuando no ha llevado esta tiara ha sido porque estaba siendo ‘reparada’.

[Puedes leer: La princesa Sofía de Suecia anuncia su embarazo en rojo]

LOOK se ha puesto en contacto con varios expertos para conocer de primera mano cómo es la relación de la esposa de Carlos Felipe con sus suegros y por qué casi siempre utiliza la misma tiara para los actos de envergadura.

Sofía de Suecia con su tiara
Sofía de Suecia con su tiara

“Creo que aún se está adaptando a su nuevo papel como princesa y me parece que la Familia y ella se acoplan bien. Por ejemplo, en el bautizo del príncipe Gabriel, escogió vestirse de rojo, lo que podría interpretarse como un gesto hacia la princesa Victoria, a modo de aprobación, ya que tanto ella como su hija Estelle iban de rojo”, asegura el periodista holandés Rick Evers. 

La experta en realeza del diario sueco Expressen,  Karin Lennmor reafirma esta opinión, pero considera que no siempre fue así. “Ahora, tanto el Rey como la Reina aprecian mucho a su nuera. Sofía trabaja mucho y representa muy bien el papel de la Corona. Sin embargo, cuando ella y Carlos Felipe se conocieron, la Reina estaba un poco preocupada porque Sofía no tenía una buena reputación”, asiente.

El drama de Sofía de Suecia
Sofía de Suecia / Gtres

Sin embargo, la situación con Magdalena de Suecia ha sido poco tensa, por un motivo que viene del pasado. “Magdalena era muy amiga de Emma Pernald, la ex novia de Carlos Felipe. Para ella fue un poco más difícil aceptarla, pero ahora se llevan bien, tanto que hasta han pasado las vacaciones juntas en St. Maxime, donde los Reyes tienen una casa de verano”, asegura Lennmor.

[Puedes leer: Victoria de Suecia, víctima ‘colateral’ del robo en París]

Aunque en apariencia parece que la esposa de Carlos Felipe se lleva de maravilla con su familia política, son muchos los que aún se preguntan por qué es tan difícil verla luciendo las valiosas tiaras que guarda el joyero real. Sofía recibió como regalo de boda por parte de Carlos Gustavo y Silvia una preciosa tiara de diamantes corona con esmeraldas y es precisamente esta pieza la que más utiliza.

Sofía de Suecia en una cena de gala
Sofía de Suecia en una cena de gala / Gtres

Rick Evers se muestra rotundo al respecto y asegura que Sofía está encantada con su tiara y por eso no se la quita. “Es llamativo recibir un regalo tan caro y especial por tu boda y eso hace que Sofía la luzca con gran orgullo. Además, tiene la posibilidad de cambiar los accesorios y a veces lleva perlas y otras veces esmeraldas”, asegura. El periodista también recalca que la joven no es ‘princesa por derecho’ y quizás aún es pronto para que tenga el privilegio de escoger entre el resto de piezas, algo que llegará con el tiempo. “Como no es una princesa de sangre, parece que no tenga la posibilidad de elegir entre las joyas de la Corona, algo que quizás ocurra con el tiempo”.

[Puedes leer: Las misteriosas vacaciones de la princesa Victoria de Suecia]

Karin Lennmor considera que se trata de una cuestión meramente práctica. “Fue un estupendo regalo de boda y está encantada con él. Además es una tiara moderna con posibilidad de intercambiar las esmeraldas por diamantes o perlas, así que, en el fondo, no necesita otras joyas”.

Pocos saben la historia que hay detrás de la tiara de Sofía. “El rey de Tailandia regaló la tiara a Silvia de Suecia, pero en origen era un collar. Silvia quiso que Sofía lo tuviera, pero quería hacer con él algo especial, así que lo envió de vuelta a Tailandia para que lo reconvirtieran a modo de tiara”, cuenta Lennmor.

 

Últimas noticias