Entrevista

Terelu Campos no cierra la puerta a Sálvame: “tengo que volver a trabajar, y en breve”

Terelu Campos
La presentadora Terelu Campos en una imagen de archivo /Gtres
  • LOOK

Hace tres semanas que abandonó Sálvame y aunque todos pensaba que era una decisión irrevocable, en su última entrevista deja la puerta abierta a un posible regreso

Hace tres semanas que Terelu Campos decidió abandonar el plató de Sálvame tras la polémica ocurrida con su hermana, Carmen Borrego y el ya famoso tartazo de Payasín. Además de estar lejos de los platós, Terelu se ha sometido a la última operación tras su doble mastectomía, la reconstrucción de pecho. “Fueron cinco días muy intensos, luego el dolor ha ido remitiendo con analgésicos”. Ahora lo único que quiere es pasar está página y que el dolor solo sea un recuerdo.

Lo que no olvida del todo es su programa, “no estoy como para meterme cuatro horas y pico en una silla” afirma. Pero además sabe que aún no ha superado lo ocurrido la tarde en que decidió marcharse, “me cuesta mucho recordar esta tarde, me produce un inmenso dolor y una tremenda tristeza por los años entregados”. Pero en su entrevista con la revista Lecturas, en la que se ha sincerado del todo, añade: “no soy mejor que nadie pero peor tampoco”.

Carmen Borrego Terelu Campos Málaga
Carmen Borrego y Terelu Campo durante el rodaje de ‘Las Campos’ en Málaga en 2016 / Gtres

Sin embargo, y aunque reconoce lo duro que fue y que no ha sido capaz de volver a ver las imágenes de aquel momento, no culpa a nadie: “no hago responsable a nadie más que a mí misma. No pude con ello, lo siento”. “Solo quería salir corriendo, estaba con un ataque de ansiedad”. Algo que considera que también tuvo mucho que ver con el momento que vivía y la preocupación por su siguiente operación después de las complicaciones que había tenido con la anterior.

erelu Campos y Mila Ximénez

A pesar de todo, en ningún momento se muestra rotunda sobre su marcha: “si en el futuro llegamos a determinar que ya no esté en Sálvame para mí también será muy doloroso porque, a pesar de los encontronazos, hay lazos de afecto que son muy difíciles de borrar. Pensar en mi día a día sin Mila, sin Belén o sin María Patiño es muy duro”.

Eso sí, no quita una coma de las duras palabras que dedicó aquella tarde a los colaboradores: “no me arrepiento absolutamente de nada, ni de una sola de las palabras que dije. Las dije desde el sentimiento, desde mi verdad y desde mi dolor. Aún tengo la cabeza trastocada”.

Ademas confiesa que su situación económica no le permite abandonar el trabajo: «tengo que ponerme a trabajar y en breve».

Lo último en Actualidad

Últimas noticias