Semana clave

La guerra entre la familia Franco y el Gobierno alcanza su punto álgido

Carmen Martínez Bordiú , Cynthia Rossi, Margarita Vargas y Luis Alfonso de Borbón
Carmen Martínez Bordiú , Cynthia Rossi, Margarita Vargas y Luis Alfonso de Borbón / Gtres
  • LOOK

El Gobierno de Pedro Sánchez pone en marcha este mismo viernes el decreto para exhumar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos y la familia amenaza con llegar hasta la más alta instancia

La exhumación de los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos se ha convertido en una cuestión casi de Estado y esta misma semana alcanza un momento clave. Pedro Sánchez ha dado vía libre a la vicepresidenta Carmen Calvo para que arranque el decreto que saque al general del lugar donde se encuentra desde su muerte, en 1975. De hecho, este mismo viernes está previsto que el Consejo de Ministros lo haga efectivo, tal y como apunta ‘Informalia’.

Ante la amenaza real de que el Gobierno consiga lo que lleva intentando desde el pasado mes de septiembre, la familia Franco se encuentra entre la espada y la pared. Ya han mostrado por activa y por pasiva su rechazo al deseo del Ejecutivo. El más duro durante este tiempo ha sido Francis Franco, que tachó de «oportunista, cobarde y revanchista» la exhumación. También Luis Alfonso de Borbón declaró en ‘La Razón’ que «cuando se ataca a Franco se ataca a media España». Lo que juega en su contra es que el plazo para presentar alegaciones en contra de la decisión de Sánchez expiró el pasado 22 de enero.

La guerra entre la familia Franco y el Gobierno alcanza su punto álgido
Francis Franco Martínez Bordiú en una imagen de archivo / Gtres

La alternativa que propone el PSOE es trasladar los restos de Franco al cementerio de El Pardo, donde también está enterrada Carmen Polo. Algo que no satisface a la familia, que prefiere que sean depositados en la catedral de La Almudena, donde descansan Carmen Franco y Cristobal Martínez Bordiú. Sin embargo, el Gobierno no va a aceptar esta última propuesta porque considera que tener allí a Franco significaría facilitar desórdenes públicos.

La partida de ajedrez entre la familia y el Gobierno se encamina a su recta final y la única vía que parece quedarles es la apelación al Tribunal Supremo. Es el único organismo capaz de dar marcha atrás a una decisión (la exhumación) que parece irreversible.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias