24 horas después

La foto con la que Ana Boyer quiere enterrar la última polémica familiar

Ana Boyer
Ana Boyer, en una imagen de archivo / Gtres
  • LOOK

Ana Boyer ha querido despejar los rumores acerca de un distanciamiento con su madre tras la última controversia surgida durante el partido de Fernando Verdasco en el Mutua Madrid de tenis

Casi sin comerlo ni beberlo, Ana Boyer se ha visto envuelta en una polémica en lo que se presuponía una semana tranquila. La abogada no se quiso perder el debut de su marido, Fernando Verdasco, en el Masters de Madrid de tenis. Casualidad o no, Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa también decidieron ir a apoyar al madrileño en su primer partido en el torneo de la capital. Sin embargo, el hecho de verles sentados en lugares diferentes dentro del recinto se interpretó como un distanciamiento madre e hija.

Ana Boyer
Instagram: @anaboyer

Quizás consciente del revuelo formado por ello, Ana Boyer ha decidido colgar una imagen con aroma a reconciliación en su cuenta de Instagram. Se trata de una foto en la que posa junto a Preysler, Vargas Llosa y a Fernando Verdasco. Bajo el título «tarde de tenis», la hija de la socialité ha buscado pacificar y calmar las aguas, que bajaban un tanto revueltas.

La polémica en torno al supuesto enfriamiento entre Boyer y Preysler viene de muy atrás. Y es que al parecer, a la hija del fallecido Miguel Boyer no le sentó nada bien que su madre empezase tan pronto con Vargas Llosa: De hecho, durante su visita a ‘Mi casa es la tuya’, Tamara Falcó contó el berrinche que tuvo su hermana Ana al conocer el noviazgo de su madre con Llosa. «Cuando vio las fotos de la portada  Ana corrió hacia mi madre y le dijo: ‘Mami me dijiste que erais solo amigos'», contó la diseñadora, simulando un tono de llanto a la hora de emular las palabras que dijo su hermana.

La foto con la que Ana Boyer quiere enterrar la última polémica familiar
Isabel Preysler, Miguel Boyer y Ana Boyer, feliz estampa familiar / Gtres.

Ninguno de los implicados ha dado explicaciones sobre por qué se sentaron en asientos diferenciados. No obstante, sería fácil comprender que Ana Boyer, como familiar directa del tenista, ocupe un lugar preferente dentro de la pista, mucho más cercano al jugador. Por su parte, la filipina y el escritor se sentaron en una de las zonas VIP de las gradas.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias