Cliente VIP

La estrategia de Obama para pasar desapercibido en Sevilla

La céntrica Taberna Bache se llevó la sorpresa de su vida cuando vio pasar por su puerta al anterior presidente de Estados Unidos. Un plan de tapeo que muy pocos conocían

barack obama
La estrategia de Obama para pasar desapercibido en Sevilla / Gtres

Todo el mundo conocía la noticia de que la Cumbre Mundial de Turismo celebrada estos días en Sevilla iba a contar con un invitado de excepción, nada menos que el expresidente de Estados Unidos, Barack Obama. Pero lo que muy pocos sabían es que el antiguo mandatario acudiría a cenar de incógnito a uno de los establecimientos de moda de la capital hispalense. Ni siquiera el propio restaurante. Aunque se han conocido algunos detalles sobre su velada -fue una cena distendida y el estadounidense es un cliente muy amable-, todavía no se había publicado qué hace Obama para pasar desapercibido en una noche de ocio, hasta que Look ha descubierto su ‘modus operandi’. Y es que el equipo de la Taberna Bache, ubicada en el centro histórico de la ciudad, se llevó la sorpresa de su vida cuando vio aparecer al político norteamericano. «Nos enteramos el mismo día porque estaban guardando el secreto, asegura a LOOK su joven chef, Alejandro Alcántara

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Bache Restaurante (@bacheresta) el

“En principio, sabíamos que iba a venir James Costos, el antiguo embajador de Estados Unidos y cuando vimos que empezaba a haber mucho movimiento de seguridad, una hora antes, nos confirmaron que también venía Barack Obama”, dice en conversación con este digital. Sin duda, todo un acontecimiento completamente inesperado que obligó al local a cerrar sus puertas al público, eso sí, permitiendo permanecer en su interior a los comensales que, atónitos ante la ilustre visita, ya se encontraban allí. 

Así, descubrimos que el cómplice de Obama para disfrutar (lo más desapercibido posible) de un plan de tapeo en la noche sevillana no fue otro que Costos, a nombre de quien figuraba la reserva. El diplomático es un habitual del otro establecimiento que Alcántara posee en Madrid, por lo que no dudó en llevar a su invitado a su sucursal sevillana para degustar sus exquisiteces, todas basadas en productos gaditanos, tierra natal del cocinero. Aunque este no ha querido desvelar qué platos degustaron, sí nos ha confirmado que comieron a la carta. Y a pesar de que no se han filtrado, lo cierto es que quién sabe si degustaron platos como huevos de campo con camarones, kebap de chipirones de Cádiz o ventresca de pez espada, pues todos ellos forman parte de los más demandados en el restaurante. 

Uno de los aspectos que más destaca Ale, como es conocido el chef, es la cercanía y excelente trato del antiguo presidente. “Para nada te da la impresión de estar hablando con una persona de tal magnitud”, subraya todavía emocionado. Aunque, sin duda, lo más importante para él y su equipo es que “salió muy satisfecho, se le veía que estaba muy contento”. | [LEER MÁS: La prueba de que el novio de Tamara Falcó ya ha desplazado a mamá Preysler]  

Temas

Lo último en Actualidad

Últimas noticias