Nuevo seleccionador español

Los secretos de Luis Enrique: amante de su familia, iron man y con la polémica a cuestas

Luis Enrique
Ver Galería
Galería: así es la vida del nuevo seleccionador de la Selección Española / Gtres

La incógnita ha tardado poco más de una semana en ser despejada, Luis Enrique Martínez es el nuevo seleccionador español tras la voluntaria marcha de Fernando Hierro. La RFEF ha hecho pública la decisión tras sopesar los pros y los contras de todos los candidatos y que deja al asturiano como nuevo inquilino del banquillo del combinado nacional. Una elección que ha dejado a muchos perplejos porque no era el favorito en las quinielas y por su fuerte carácter, el mismo que le ha hecho tener sonados desplantes con estrellas del balompié como Leo Messi.

[“¡Bienvenido Ciro!” Así es el tercer hijo de Leo Messi y Antonella Rocuzzo]

Luis Enrique tiene ante sí el difícil reto de volver a situar a España en la primera línea de selecciones nacionales, luchando por las cotas importantes e ilustres que desde hace seis años se nos resisten. Tratará de hacerlo con sus inamovibles valores por bandera. Descifrar al asturiano es harto complicado porque se trata de un hombre celoso de su intimidad hasta las últimas consecuencias, de los que no deja pie a que nadie comente nada de su vida privada.

El técnico español tiene un carácter muy fuerte que a veces le ha hecho caminar entre la delgada línea que lo separa de la soberbia y la arrogancia. Ha tenido sonados desencuentros con los periodistas, llegando a faltar el respeto a alguno de ellos, sobre todo durante su etapa de máxima presión al frente del FC Barcelona.

La vitamina de Luis Enrique

Una personalidad atronadora debe ser amainada por un capitán con paciencia, determinación y sosiego. Eso es lo que sucede en la vida personal del asturiano. Esa es Elena Cullell, la azafata de la que se enamoró en 1996 cuando fichó por el Barça. Tal fue su flechazo que tardaron solo unos meses en convertirse en marido y mujer. Ella siempre ha pertenecido a la burguesía catalana, tiene dos hermanas y su padre, Francesc Cullell, ha ejercido toda la vida como fabricante de ropa de piel. Fruto de su matrimonio nacieron tres hijos: Pacho (el mayor), Sira y  la pequeña Xana, aficionados al fútbol y la hípica. Todos viven en su residencia en Gavá de 800 metros construidos sobre un terreno de 2.400.

Elena es el remanso donde el de Gijón encuentra la paz que necesita. Desde que dejó el Barcelona ha tenido un año para reposar y hacer lo que más le gusta, el deporte. Luis Enrique ve la vida subido a una bicicleta, no se separa de ella y ha completado pruebas no aptas para novatos como subir el Mortirolo, el Tourmalet y la Marmolada. También le encanta correr y ha pulverizado sus propios récords en maratones muy exigentes. Además, ha corrido la Quebrantahuesos y completó el Ironman de Klagenfurt (Austria), una prueba durísima compuesta por 3.800 metros de natación, 180 kilómetros de bicicleta y la maratón (42,195 kms), un hito al alcance de muy pocos.

De lo que no cabe duda es de su tremendo conocimiento del fútbol, de su valentía para implantar un estilo sobre el césped y de sus dotes de liderazgo. Luis Enrique es un ganador y ahora tiene ante sí el desafío más goloso de su todavía breve carrera como entrenador: devolver a la Selección Española a la cima del deporte rey.

Temas

Últimas noticias