CON SU OPINIÓN HASTA EL FINAL

Su bronca se recrudece: el ‘recado’ de Tamara Gorro a Sonia Ferrer

Tamara Gorro
Tamara Gorro en imagen de archivo /Gtres

Tamara Gorro se mantiene firme y no consiente en desdecirse de las duras palabras que le dedicó a la presentadora Sonia Ferrer a través de su Twitter cuando esta defendía su opinión sobre la gestación subrogada. Este método las ha enfrentado, al parecer sin visos de solucionarse. Sonia opina que en esta técnica de maternidad no debería intercambiarse dinero y ningún altruismo ve en la causa, mientras que Tamara abandera a pies juntillas la gestación que le permitió cumplir su sueño de ser madre y por la que está eternamente agradecida.

¿Solo eso ha llevado a la mujer de Ezequiel Garay a encararse en las redes con la ex de Álvaro Muñoz Escassi? No, lo que más ha molestado a Tamara de Sonia Ferrer es su “falsedad e hipocresía”. “No me arrepiento de nada de lo que hago en mi vida, me mantengo firme. Soy una persona transparente y defiendo lo que creo. Yo no cambio de opinión, pienso hoy igual que mañana y que ayer”, ha asegurado la tertuliana a LOOK.

Sonia Ferrer
La presentadora Sonia Ferrer en una imagen de archivo /Gtres

Por tanto, no le gustan las personas que actúan de cara a la galería y las que cambian de parecer dependiendo de las circunstancias y, aunque se niega a agigantar la polémica que dirime con Sonia Ferrer, apostilla a este medio que “en la vida hay que ir siempre de frente”. Un día, según la tertuliana, Ferrer la llamó para interesarse por este método de reproducción asistida. De ahí que no entienda su drástico cambio de parecer.

Para Tamara, una cosa es defender una causa justa y otra es traspasar la “delgada línea” entre la reivindicación y el “cotilleo”. “Cuando se llega a ese punto prefiero no decir nada más, no me gusta dar que hablar por esas cosas“. Precisamente, en este mismo extremo, en el de no hablar más y mantenerse al margen, se encuentra la presentadora Sonia Ferrer.

La colaboradora de ‘Amigas y Conocidas’ ya aclaró a LOOK que lo único a lo que se limitó en su red social fue a darle difusión a un artículo de su amiga y compañera Luz Sánchez-Mellado en el que se reflejaba su versión de la gestación subrogada. Sonia se aferra a su libertad de expresión: “Yo simplemente he dado mi opinión sobre la gestación apoyando el artículo y de ahí esta chica se ha enfadado y ha buscado un enfrentamiento totalmente unilateral. No me gustan las polémicas, lo siento pero no”. ¿Fumarán la pipa de la paz en algún momento las que en otro tiempo fueran amigas y compañeras de ‘¡Mira quién salta!’?

Últimas noticias