¿QUIÉN TIENE LA RAZÓN?

Ha llegado el gran día: Belén Esteban y Toño Sanchís, ‘frente a frente’

Toño Sanchís
Belén Esteban y su exrepresentante Toño Sanchís en imagen de archivo /Gtres

Hoy es el gran día. Ese en el que la justicia tiene la última palabra en el enfrentamiento que libran Belén Esteban y Toño Sanchís desde hace casi dos años. Han sido muchos meses de cruces de acusaciones de una y otra parte en los que ambas partes han presumido de abanderar una verdad que solo un juez puede decretar este 30 de mayo. La obligada a responder ante la justicia es Lorant S.L.,la empresa de representación de Toño Sanchís a través de la cual se gestionaban y facturaban todos los trabajos de Belén Esteban. La peculiaridad de este tema es que Sanchís no es el responsable legal de su empresa, pese a que es quien llevaba las riendas. Lo es su mujer, Lorena Romero, quien en calidad de administradora única tendrá que dar todas las explicaciones pertinentes. La de Paracuellos interpuso en mayo del 2016 una demanda de reclamación de cantidad por casi 500.000 euros que este martes se verá en los Juzgados de Torrejón de Ardoz.

Atrás quedaron los lazos sentimentales que unieron a representante y representada. La encarnizada lucha que mantienen dentro y fuera de cámara ha demostrado que en su particular guerra todo vale. Los juzgados de Torrejón de Ardoz son solo un escenario más de su batalla, pero esta vez llega la estocada definitiva. Es el juicio final, que empieza y acaba este martes, aunque la sentencia se conocerá varias semanas después.

Belén Esteban
Belén y Toño en una imagen en la que su relación profesional y personal era boyante /Gtres

Toño, en segundo plano

La reclamación de cantidad que por la vía civil ha interpuesto Belén Esteban contra la sociedad Lorant S.L. pone a Lorena, la mujer de Toño en el punto de mira. Ella es quien tiene que responder ante el juez, pero todo apunta a que su marido la acompañará a la cita judicial. Belén Esteban acudirá también acompañada de su pareja, Miguel Marcos.

“Mi mujer tiene la carrera de derecho y va al gimnasio, está de sobra preparada”, aseguró Toño este lunes en ‘El programa de Ana Rosa’. Dice el representante que esto, lejos de separarlos, les ha unido mucho más. De hecho, en la víspera del juicio, el mánager se ha puesto más romántico que nunca y si algo tiene claro es lo que quiere hacer nada más terminar el juicio. “Nos vamos a pegar un fin de semana hiperloco, va a ser nuestro homenaje. Ha sido un año de muchas burradas y manipulaciones“, ha declarado en Radioset.

Belén reclama 500.000 euros y no pacta

Pero si Toño se mostraba este lunes aparentemente ‘despreocupado’ en los medios de comunicación- aunque nervioso y con evasivas-su rival, Belén Esteban, aparecía tensa y con pocas ganas de hablar con los reporteros que le preguntaban a la puerta de su casa.

Tampoco quiere acuerdos ni pactos con Toño. Ha invertido más de 100.00 euros en gestores, notarios, peritos y abogados para demostrar el presunto engaño de su exrepresentante. Quiere llegar hasta el final.  Sus asesores cifran en 465.322 euros la cantidad que le adeudaría Sanchís, después de que éste le abonara 372.000 euros en diciembre de 2015, cuando Belén confirmó públicamente que había iniciado una auditoría, que le debía dinero y que rompía profesionalmente con él.

Belén Esteban
Belén Esteban en su última aparición pública antes de juicio civil /Gtres

El germen del conflicto

Fue en el verano de 2015 cuando Belén Esteban comenzó a sospechar que sus ingresos no estaban del todo en orden. Hasta el momento, se había despreocupado de todo y depositado su entera confianza en su representante y amigo Toño Sanchís. Esteban percibió “algo raro” cuando debía hacer frente a un importante pago de Hacienda y descubrió que no tenía fondos con los que afrontarlos. Un cambio de gestoría y la auditoria encargada pusieron en alerta a la ex de Jesulin, que a partir de ese momento fue descubriendo un ‘verdadero’ agujero. De frente, se encontró con las largas de Toño Sanchís, quien no dio respuesta a sus reclamaciones de documentación para comprobar el verdadero estado de sus cuentas.

Tirando de facturas, contratos e ingresos pasados -ardua tarea que ha supuesto meses de rastreo y un importante desembolso económico- Esteban descubrió irregularidades en las gestión de algunos de sus trabajos, como en su participación en los programas ‘Más que baile’ y ‘Los ojos de Belén’, que habiendo transcurrido años desde su finalización, ella nunca había cobrado. Su defensa ha presentado una abultada documentación ante el juez.

Corría el mes de diciembre de 2015 cuando parte de los resultados de aquella auditoría se hizo de dominio público. La gestión de Toño quedaba en entredicho. Sobre este extremo, Sanchís se ríe a día de hoy. “Ni estafa, ni desvío de capitales; ese es el circo que ella se ha montado. Tengo mi conciencia tranquila y sé que voy a ganar. Tengo pruebas de todo”. Ambas partes aseguran estar en posesión de la verdad. Sin embargo, es este martes cuando llega la hora de la cita judicial y esa, exige la verdad verdadera, la que pueda probarse.

Últimas noticias