SU CLÁUSULA

Edmundo Arrocet no quiere que le comuniquen nada de lo que ocurre en España

Edmundo Arrocet
Edmundo Arrocet en imagen promocional de 'Supervivientes' / Gtres

Desde el primer día que pisó tierra hondureña, Edmundo Arrocet lo tuvo claro: no quiere información del exterior, ni buena ni mala. Ninguna. Su presente es Honduras y lo que ocurra al otro lado del charco, en España, deberá esperar a su regreso para ser debidamente atendido. Cuando anunció el deseo de vivir su aventura selvática ya hubo polémicas y un gran enfado de María Teresa Campos, que nunca vio con buenos ojos esta trepidante idea del hombre con quien comparte su vida. No le hacía ninguna gracia que se fuera de su lado. Pese a todo, él quería marcharse y se fue. 

Se puso el mundo por montera y, quizás por ‘blindar’ su concurso, dejó claras sus intenciones antes de subirse al avión: “Quiero vivir la experiencia sin ninguna información del exterior para que no influya en mi participación, quiero disfrutar hasta el final y en toda su amplitud. De lo que me tenga que enterar que sea cuando llegue a España”. Así fue como respondió a la pregunta que le plantearon este domingo en la gala Conexión Honduras. Claro que él desconoce que Teresa está ingresada en un hospital de Madrid, tras sufrir una isquemia cerebral el pasado martes, 16 de mayo, y que el susto ha sido ‘gordo’. No saber nada del exterior fue un deseo que planteó al comenzar la aventura de supervivencia.

Fiel a su palabra por dejar atrás todo, desde Honduras no se ha permitido ni una mínima mención a su pareja. Ni un abrazo, ni un saludo a Teresa, ni siquiera un mínimo gesto. Cuando saltó del helicóptero, momento que todos los concursantes suelen dedicar a alguien especial o que quieren, el chileno se lo ofreció a los “saltadores olímpicos”.

Teresa Campos
Teresa Campos y Edmundo Arrocet en una imagen de archivo / Gtres

Mientras él hace realidad su sueño de convertirse en superviviente, Teresa Campos, su pareja, se recupera de una isquemia cerebral. Ambos están luchando, pero de diferente manera. Puede que la medicina más infalible en estos momentos para la recuperación total de la presentadora sea el regreso de ‘Edmun’, como lo llama en el intimidad. El chileno no ha tenido opción de elegir porque la presentadora no ha querido que le comuniquen su situación. Teresa se encuentra mejor, más animada y cada día que pasa experimenta una mejoría. No quiere alarmar.

Como dijo su hija Terelu Campos: si ya su madre no ha informado a Bigote, ahora que está mejor no lo hará. Ante este panorama, Edmundo no tiene nada que decidir. ¿Cuál habría sido su reacción ante semejante noticia? Carmen Borrego no tiene ni un resquicio de duda. “Edmundo se vendría corriendo para España si se le llega a informar, no tengo duda. Estoy convencida de que si por su mente hubiera pasado la posibilidad de la enfermedad de mi madre, esa respuesta no habría existido“, ha asegurado la hija menor de María Teresa tras escuchar las rotundas palabras del humorista sobre su deseo por mantenerse incomunicado de todo lo que ocurra en el ‘exterior’.

Últimas noticias